Implante dental

¿Los implantes dentales son para toda la vida?

Hoy en día muchos pacientes se preguntan si los implantes dentales son para siempre o tienen un tiempo de vida limitado. La duración de un implante dental dependerá de diversos factores como una infección bacteriana o enfermedades sistémicas que podrían acortar el ciclo de vida de los implantes. Sin embargo, es un tratamiento muy fiable que, si es realizado en manos de unos profesionales cualificados con experiencia y con materiales de calidad, los índices de supervivencia serán altos.

 

Los implantes dentales son una solución duradera y beneficiosa para el paciente ya que están creados con materiales, tales como titanio y zirconio, extremadamente resistentes para mejorar la salud bucal y la calidad de vida del paciente. Pese a esto, los implantes dentales pueden fracasar a corto o largo plazo debido a algunos hábitos o patologías que deben ser estudiadas en cada caso concreto, para resolver con éxito cualquier complicación.

 

Si estás pensando en colocarte un implante dental es fundamental que conozcas los factores que podrían perjudicar el éxito del mismo, y así poder evitar estos sucesos indeseables.

 

Fracasos a corto plazo

 

  • La ausencia de la osteointegración: Cuando un implante se pierde o es necesario quitarlo en los primeros meses tras su colocación, tienen como razón principal la ausencia de osteointegración (unión del implante al hueso tras un período de 6 a 8 semanas de cicatrización) Este fracaso puede estar relacionado con el paciente por varias razones:

 

    1. Cuidado con el tabaco: El tabaco es uno de los principales causantes de que los implantes dentales fracasen. La nicotina afecta a la tasa de recuperación o regeneración ósea, imprescindible para que la osteointegración tenga éxito. Entre sus efectos nocivos destaca la disminución de riesgo sanguíneo que produce el tabaco reduciendo la capacidad de defensa del organismo ante la concentración de bacterias y facilitando la aparición de infecciones.

 

    1. Enfermedades sistémicas: La diabetes es una de las enfermedades sistémicas que más afecta a los tejidos de alrededor de los implantes y los dientes. Por eso es muy importante tener controlada esta patología. Pero no es la única enfermedad que incrementa los posibles fracasos de los implantes. Todas aquellas patologías que cursan con alteración del sistema inmunológico (defensas) pueden alterar una correcta cicatrización y desencadenar en un fracaso del tratamiento.

 

  • Mal diagnóstico y planificación: Hay situaciones de fracaso a corto plazo que no dependen del paciente. Las principales razones suelen ser un mal diagnóstico y planificación, un error en la ejecución (importancia del profesional) o la utilización de materiales de menor calidad.

 

 

Fracasos a largo plazo

 

Periimplantitis: Los implantes pueden perder hueso alrededor de los mismos por una infección llamada periimplantitis. Ésta puede ser tan avanzada que, en ocasiones, resulta necesaria la retirada del implante. Si no se detecta y es tratada de forma precoz, se producirá una destrucción progresiva de la masa ósea que afectará a la fijación y sujeción del implante. Asimismo, como en el caso de la periodontitis, esta patología también podrá derivar en otros problemas relacionados con la retracción de las encías.  Esta infección tiene como razón principal:

 

  1. Higiene oral deficiente: No descuides tu higiene oral ya que es uno de los factores que favorece a la aparición de esta patología. Esto provoca la acumulación de placa bacteriana alrededor del implante. El diseño de la prótesis tiene que permitir una correcta higiene. El mayor y más frecuente error de higiene en casos de implantes con periimplantitis suele producirse por la ausencia o deficiente acceso a localizaciones interproximales (espacios entre dientes y/o implantes).

 

  1. Eliminación del consumo de tabaco: La periimplantitis puede verse agravada por el consumo tabáquico. Los tejidos blandos expuestos al tabaco son más susceptibles a un daño irreversible.

 

  1. Revisiones/limpiezas periódicas: Es fundamental acudir a la clínica dental para hacer 1 o 2 revisiones al año, determinar el estado los implantes y hacer un seguimiento de la osteointegración. Por otro lado, es imprescindible realizar limpiezas profesionales debido a la proliferación de bacterias, sarro y placa que podrían dañar las mucosas en la zona de implantes.

 

Si tienes pensado colocarte un implante dental debes saber que el diagnóstico y la planificación son el inicio de un buen o mal tratamiento implantológico. Por otro lado, el material utilizado junto con la experiencia y formación del profesional incrementarán de forma sustancial el éxito de esta terapéutica. En caso de que quieras que tus implantes dentales sean duraderos debes controlar el hábito tabáquico y las enfermedades sistémicas como la diabetes para conseguir un éxito a corto y largo plazo. Y, por último, pero igual de importante que los anteriores factores, la higiene y los controles por parte de los profesionales aumentarán de forma exponencial las probabilidades de evitar infecciones a largo plazo.

Cómo elegir un implante dental

La falta de una pieza dental, sobre todo en una zona visible, es muy probable que genere baja autoestima y complejos. Además, ¿sabías que tu salud bucal puede verse gravemente afectada? Afortunadamente, una de las muchas innovaciones que juegan un papel clave en la práctica de la odontología moderna es el implante dental. La mayoría de los implantes dentales están hechos para verse, sentirse y actuar como dientes naturales.

La implantología oral no solo contribuirá a preservar visualmente la estética de tu sonrisa, sino que también ayudará a la estructura general de la boca al evitar que los otros dientes se muevan fuera de sus posiciones normales.

Los implantes dentales pueden durar muchos años siempre que los pacientes reúnan las condiciones necesarias de salud bucodental, además de contar con un especialista que tenga gran experiencia y formación en el tratamiento implantológico. Es nuestra responsabilidad como profesionales, realizar un exhaustivo diagnóstico y planificación, así como trabajar con los mejores estándares de calidad, para prevenir patologías y ofrecerte la mejor solución a tus problemas bucales.

Por qué ponerte implantes dentales

  1. Evita que los dientes restantes se muevan: la pérdida dental puede provocar que el resto de dientes se desplacen de su posición original provocando alteraciones en la oclusión (forma de morder), rotaciones, inclinaciones, nuevos espacios entre los dientes, etcétera. Sin embargo, si se rellenan esos huecos con implantes dentales se puede prevenir cualquier complicación.
  2. Podrás masticar mejor los alimentos:los implantes, al igual que los dientes, son esenciales debido a que te permiten una mejora de la masticación y, por tanto, te ayudan a digerir mejor los alimentos.
  3. Mejora la confianza en ti mismo: además de brindar numerosos beneficios para la salud, los implantes dentales ofrecen más confianza en uno mismo. Es muy común sentirse inseguro debido a la pérdida de piezas dentales. Estos, te aportarán seguridad, bienestar e incluso mejora en el habla.

Implantes Osteointegrados

Actualmente los implantes dentales más demandados son los osteointegrados. Son la solución idónea a la hora de reemplazar un diente, especialmente con los últimos avances tecnológicos que hacen que sea más cómodos y seguros además de asegurar una estética perfecta.

La osteointegración ocurre cuando se produce una unión de la prótesis al propio hueso. El tipo de implante que suele utilizarse son los de titanio roscados, este material hace que el proceso sea eficaz al caracterizarse por ser duradero y resistente en el tiempo. En la actualidad también existen los implantes de zirconio para aquellos pacientes que sean alérgicos al titanio.

Las técnicas de implantes dentales más populares según la colocación:

  1. Técnica de carga inmediata: En situaciones específicas en las que el paciente demande una estética inmediata con “dientes fijos”, existe la posibilidad de instalar una corona provisional sobre el implante que se acaba de colocar. Pasados unos meses se cambiará esta corona provisional por una definitiva.
  2. Técnica en dos etapas: En aquellas situaciones en las que no se hace una carga inmediata, la opción terapéutica más frecuente consiste en colocar el implante dental, esperar unos meses a que se produzca la osteointegración (unión del implante al hueso) y colocar una corona sobre el implante. Cuando no sea posible realizar una carga inmediata, pero exista una alta demanda estética, se podrá colocar una prótesis provisional (fija o removible) que permita mantener una sonrisa agradable a la espera de la solución definitiva.
  3. Técnica con reconstrucción ósea: En aquellas situaciones en las que el hueso es insuficiente para poder anclar el implante en la posición inicial, existe la posibilidad de regenerar el hueso faltante. Es muy importante que el implante se coloque en la posición ideal que permita realizar posteriormente la mejor prótesis posible. Para ello, si el hueso es muy deficiente, habrá que crear el hueso previamente, esperar unos meses y colocar el implante en la posición óptima. Cuando el hueso es suficiente para colocar el implante en su posición ideal pero deficiente como para poder rodear por completo al implante colocado, se podrá regenerar el hueso al mismo tiempo que se coloca el implante. Se deberá esperar un tiempo prudencial para que el hueso regenerado y el implante cicatricen al unísono y, finalmente, se colocará una prótesis con las condiciones óptimas de salud, estética y función.
  4. Cirugía guiada: La última y más avanzada tecnología aplicada a la implantología oral es el diseño informático de la cirugía a realizar. Esto quiere decir que la intervención planificada se realiza previamente bajo un software específico por parte de nuestros doctores y el técnico de laboratorio. Mediante una férula rígida con anillas ultraprecisas, la cirugía se realiza con la máxima exactitud y, en ocasiones, ni siquiera es necesario separar la encía evitando la necesidad de suturar la herida.

Si estás pensando en la posibilidad de realizarte un implante dental, puedes consultar con nuestros especialistas. Te atenderemos de manera personalizada y te recomendaremos sobre las técnicas que se pueden utilizar acorde a tu situación. Para nosotros es muy importante contar con materiales y soluciones de alta calidad que mejoren las experiencias de cada paciente: ¡Volverás a sonreír como nunca antes lo habías hecho!

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies